palingenesia

Sí, F., me temo que tu querida lectora puede tener algo de razón… también en lo que a mi estilo respecta. Ahora bien, ¿le haremos caso? A juzgar por nuestras respectivas biografías literarias, y por este mismo envío, no parece probable.

 

La verdad es que cuesta tanto, para los que vivimos un poco en los márgenes de la cultura mayoritaria, no decirlo todo otra vez… y así cada vez que salimos de una dura clandestinidad. ¿No crees? De todas formas, quizás algún punto y aparte aliviase un poco la inevitable proliferación verbal de quien tiene su acción más bien maniatada.

 

Abrazos,

Ignacio

Madrid, 7 de febrero de 2015